Trump es absuelto en juicio en el Senado de EU; denuncia “caza de brujas”

0
151

Luego de ser absuelto, el expresidente de Estados Unidos, Donald Trump, denunció que el segundo juicio político en su contra se trató de una “caza de brujas”. Este sábado el exmandatario fue absuelto por el Senado, ya que sus compañeros republicanos lo protegieron de responsabilidad por toma del Capitolio por parte del sus simpatizantes.

La votación del Senado estadounidense fue de 57 a 43 por lo que no alcanzó la mayoría de dos tercios necesaria para condenar a Donald Trump por el cargo de “incitación a la insurrección”, después de un juicio de cinco días en donde se determinó no llamar a testigos a fin de no alargar el juicio político contra el republicano.

Aunque Trump contó con la mayoría de los representantes de su partido, siete de los 50 republicanos del Senado se unieron a los demócratas para aprobar la condena.

Hace un par de días legisladores del Partido Demócrata difundieron videos inéditos del asalto al Capitolio, en donde se ven esfuerzos de políticos, incluyendo al exvicepresidente Mike Pence, por salir del lugar tras la toma violenta por parte de seguidores del expresidente radicales.

El video que pudo salvar a Donald Trump
Para entender el contundente golpe acomodado este viernes al Partido Demócrata durante el juicio político que se realiza en contra de Donald Trump, expresidente republicano de Estados Unidos, es necesario recordar las palabras que éste pronunció el miércoles 6 de enero afuera de la Casa Blanca de Washington D.C., ante una horda de trumpistas radicales que, tras escucharlo, asaltaron el Capitolio:

“¡Luchamos! ¡Luchamos como el demonio! Y si ustedes no luchan como el demonio, ya no tendrán más un país”.

Donald Trump
Los abogados de Donald Trump en el juicio político argumentaron que ese lenguaje provocativo es sólo parte del discurso de los líderes. El video de la defensa también incluyó fragmentos de los legisladores de la Cámara de Representantes que fungen como fiscales en el juicio político que se desarrolla en el Senado, pidiendo una “lucha” contra Donald Trump por varios temas.

Trump dejó el cargo el 20 de enero, por lo que no se pudo usar el juicio político para sacarlo del poder. Pero los demócratas esperaban condenarlo para responsabilizarlo de un asedio que dejó a cinco personas muertas, incluido un oficial de policía, y preparar el escenario para una votación que le prohibiera volver a ocupar un cargo público.

Si tuviera la oportunidad de ocupar el cargo en el futuro, argumentaron, Trump no dudaría en alentar nuevamente la violencia política.

Trump es solo el tercer presidente en ser acusado por la Cámara de Representantes, así como el primero en ser acusado dos veces y el primero en enfrentar un juicio político después de dejar el cargo. Pero el Senado sigue sin condenar a un presidente que ha sido acusado.