Militares impiden sabotaje en ducto Tula-Toluca

0
47

El presidente Andrés Manuel López Obrador destacó que en plan de combate al robo de combustible que impulsa su gobierno “ha sido extraordinaria la respuesta de la gente”, pero no por ello se tardarán mucho para regresar a la normalidad lo más pronto posible en al abasto de gasolinas.


“Ningún gobierno podría solo enfrentar un flagelo como este robo descarado, excesivo, impune, de combustibles, solo con la gente, con los ciudadanos”, expresó en su conferencia de prensa matutina, donde aseveró que está consciente “que debemos resolver rápido, no porque nos están ayudando y es una buena misión, nos vamos a dilatar mucho”.
En este marco, donde los secretarios de la Defensa, de Marina, de Seguridad y el titular de Pemex expusieron los avances de las acciones contra el llamado “hucahicoleo”, López Obrador refrendó su petición a los ciudadanos a que tengan confianza, pues “vamos avanzando”, y si bien “no podemos echar las campanas al vuelo, sí tenemos control de la situación”.
Al mencionar que el plan establece mantener y reforzar la vigilancia en todos los ductos del país, aumentar el volumen de distribución por mecanismos alternos, adquirir 500 pipas de 600 mil litros o mil pipas de 30 mil litros para garantizar el mecanismo alterno de distribución, así como el reforzamiento de programas sociales en los municipios aledaños a los ductos, afirmó que ahora incluso Pemex vende más combustible que antes, pues “se está abasteciendo lo que era el mercado negro”.
El director de Petróleos Mexicanos (Pemex), Octavio Romero Oropeza, reveló que ha habido una disminución en el robo de combustibles de diciembre 2018 a enero 2019, y un aumento de venta de gasolina en la CDMX al igual que a nivel nacional.
Afirmó que no hay un problema de desabasto, porque hay combustible suficiente. Aseveró que el ducto que corre de Tuxpan-Azcapotzalco está en operación después del boicot; en el de Tula- Azcapotzalco hubo un piquete a las 12:00 horas de este 16 de enero. Asimismo, indicó que el ducto de Tula-Toluca ha venido sufriendo muchos robos, el 15 de enero fue el último piquete que tuvo por lo que se encuentra cerrado.

“Todo lo que se estaba bombeado estaba siendo extraído en Tula, Hidalgo cuando nos dimos cuenta se detuvo el bombeo. Esperamos que se resuelva en las próximas horas”.


Por su parte, el titular de la Secretaría de Marina (Semar), José Rafael Ojeda, reportó que 3 mil 200 elementos vigilan ductos, pero se irán incrementando en los últimos días. Afirmó que en ducto Tuxpan-Azcapotzalco hay 800 elementos que están vigilando, “han pasado 72 horas de que está bombeando sin que se interrumpa el flujo”.
Ojeda dio a conocer que se detectó el momento en que iban a ordeñar una toma pero se logró detener a tiempo, por lo que el plan de vigilancia va a continuar.
Luis Cresencio Sandoval, titular de la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena), manifestó que se están considerando 11 ductos de mayor importancia donde se está desplegando personal, y el número de elementos incrementará a 5 mil 800 y 14 aeronaves.
Secretario de Seguridad y Protección Ciudadana, Alfonso Durazo, afirmó que se mantendrá la vigilancia y se aumentará el volumen de distribución de combustible. Además indicó que se judializarán todos los procesos de investigación hasta desmantelar la red de robo de combustible.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here