2

 

Si alguien ha visto a los senadores del PRI y Verde hay que avisarles que este lunes en la mañana estuvieron esperándolos los miembros de organizaciones civiles, que cambiaron sus agendas laborales para acudir a comisiones a discutir las iniciativas anticorrupción. Resulta que estos legisladores, especialmente Pablo Escudero (PVEM) y Raúl Cervantes (PRI), no asistieron a la reunión, y en su lugar mandaron a empleados y a secretarios técnicos para atender a los invitados, lo que fue aprovechado por panistas y perredistas para irse por la libre e incorporar a la #Ley3de3 más propuestas, a fin de endurecer al casi naciente Sistema Nacional Anticorrupción.

Todo tipo de reacción dejó la resolución del Tribunal Electoral de Poder Judicial (TPJF) al devolverle la candidatura al gobierno de Zacatecas, al integrante de Morena, David Monreal. Los mal pensados explicaron que los magistrados, con asesoría del Gobierno federal, “le midieron” a los pros y contras, pues cancelar en definitiva esta elección era darle “pólvora” al tabasqueño Andrés Manuel López Obrador. La otra lectura es que era mejor dejar que siguiera la campaña, pues creen que no le alcanzaría los votos para recuperar aquella entidad que una vez controló políticamente la familia Monreal.

La Secretaría de la Defensa Nacional no dejó pasar a los padres de los 43 normalistas desaparecidos a las instalaciones del Batallón 27 en Iguala, Guerrero –donde según los familiares de los jóvenes se tiene registro de que ahí estuvo el celular de uno de ellos después de los hechos del 26 y 27 de septiembre de 2014–, pero sí dejó pasar a una televisora a las instalaciones del Colegio Militar. Este fin de semana se transmitió el programa Master Chef, en su versión infantil, que fue grabado en la plaza del Colegio en la delegación Tlalpan y hasta con militares de fondo.

Los elementos castrenses incluso traían el brazalete del Plan DN-III y estaban formados en filas mientras que los pequeños competían por cocinar mejor.

Dentro del Gobierno capitalino se dijo que había mil 500 automóviles oficiales que podrían darle un aventón a los ciudadanos que así lo quisieran y que se encontraran a los funcionarios en el camino. Sin embargo, no sabían –ni saben– cuántos de estos autos están descompuestos o no están en condiciones de transportar a los capitalinos. Otro problema al que se han enfrentado en algunas dependencias, como en la Consejería Jurídica, es que se les ha retirado las llaves a los funcionarios que tenían a su cargo los autos, a pesar de que con estos se ayudan a trasladar cheques de pago o hasta dinero en efectivo para pagar las quincenas de los trabajadores del Gobierno encabezado por Miguel Ángel Mancera.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here