Samsung ganará más dinero con las piezas del iPhone X que vendiendo Galaxy S8

0
18

Samsung y Apple libran una batalla encarnizada para ser la compañía número 1 en el mundo de la telefonía móvil. Pero eso es lo que ocurre de puertas para fuera. De puertas para dentro, las dos empresas mantienen una cordial relación e incluso hacen negocios juntas. Y muy lucrativos. Como en el caso del iPhone X.

Es lo que queda meridianamante claro al ver un informe encargado por The Wall Street Journal y realizado por la consultora Counterpoint Technology. Según este trabajo, que predice cómo va a ser el mundo de los smartphones en los próximos 20 meses, Samsung va a ganar una ingente cantidad de dinero gracias al teléfono que va a ser la gran estrella dentro de muy poco: el iPhone X.

En concreto, la empresa coreana se va a embolsar 4.000 millones de dólares (3.400 millones de euros) solo por las piezas que vende a Apple para conformar el que va a ser su buque insignia, y que se pondrá a la venta el próximo 3 de noviembre a un ‘módico’ precio de 1.159 euros.

El informe especifica que Samsung se va a llevar 110 dólares -unos 100 euros- de cada iPhone X vendido. Sin embargo, el Galaxy S8, le mejor móvil de Samsung ahora mismo -con permiso del Galaxy Note 8- ‘solo’ le va a reportar 202 dólares (unos 180 euros) de ganancias por componentes como los procesadores o sus pantallas.

El informe predice que el iPhone X se va triplicar o cuadruplicar las ventas del Samsung Galaxy S8, por lo que la compañía con sede en Seul va a ganar bastante más con las piezas que suministra para su gran rival.

En el artículo del Wall Street Journal en el que se habla de este negocio redondo también se recuerda que la relación entre Apple y Samsung viene de largo, concretamente cuando Lee Jae-yong, nieto del fundador de la empresa- negoció personalmente un acuerdo con Steve Jobs a principios de este siglo para que Samsung fuera la suministradora de memorias flash para los iPod.

En los últimos tiempos las dos compañías han firmado acuerdos para suministrar las pantallas OLED con las que contará el iPhone X o para los chip de memoria del aparato.

Pero la relación entre ambas casas no siempre ha sido tan fluida como se esperaba. En 2011 Apple demandó a Samsung por plagio, y los coreanos respondieron con otra demanda por el mismo motivo. Hasta la fecha, no ha habido ninguna sentencia por el caso.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here