Aunque no lo parezca, vivimos en un mundo que cambia también geográficamente. Donde antes había una llanura, puede emerger una montaña, un lago puede desaparecer, y una isla puede formarse en medio del mar.

Esto último sucedió ante nuestras propias narices, en la poblada costa del estado norteamericano de Carolina del Norte.

La nueva isla, llamada “Shelly”, mide alrededor de una milla (1.6 km) de largo y tiene varios cientos de metros de ancho. Surgió frente a Cape Point en Cabo Hateras por obra de las mareas del Océano Atlántico. En otras palabras, con la marea baja, la porción de tierra queda completamente a la vista.

“Un gran banco de arena se ha formado en la punta de Cape Point y esencialmente ha creado una nueva isla”, dijo a ABC News Mark Dowdle, superintendente adjunto de la costa nacional de Cabo Hateras, que supervisa la isla.

“Es un área dinámica, debido a dos corrientes diferentes -la corriente del Golfo y la corriente del Labrador- la arena siempre está cambiando y moviéndose”, explicó.

La isla es accesible por mar, y algunos la han visitado en kayak, para recolectar caracoles marinos y pescar.

Las autoridades desaconsejan llegar nadando o caminando durante los períodos de marea baja, pues el tramo de apenas 45 metros desde la punta de Cabo Hateras puede ser engañoso debido a las potentes corrientes submarinas. Por un lado, el fondo marino podría estar lleno de anzuelos y otros útiles de pesca, y por otro se han avistado enormes tiburones y mantarrayas.

Sin embargo, para Bill Smith, presidente de la North Carolina Beach Buggy Association, la preocupación principal es otra. “Estamos preocupados por los tiburones, pero estamos más preocupados por los [posibles] ahogamientos”, dijo Smith al diario Virginian Pilot.

De hecho, News & Observer de Raleigh dice que cuatro personas han muerto a causa de esas corrientes desde el 10 de junio.

La isla habría surgido en abril. En mayo, Janice Regan y su nieto Caleb la visitaron, y el niño de 11 años la bautizó como Shelly por la cantidad de conchas (shells) y caparazones marinos que hay allí, según la publicación.

Pero no se sabe si desaparecerá tan rápido como emergió. “Podría seguir creciendo o pronto podría desaparecer completamente, no lo sabemos”, advirtió Dowdle.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here