El fidget spinner es el juguete de moda en el mundo. La versión más común de este sencillo dispositivo tiene tres puntas con un centro giratorio cada una, y a su vez rota a gran velocidad sobre un eje que se sostiene con la mano. Su éxito a nivel de ventas está equiparado con la creciente queja de profesores en distintos colegios del mundo por la distracción que conlleva su uso.

Konrad Vic Garcia Fernández, un profesor español de escuela primaria, escribió una carta abierta en su cuenta de Facebook en contra del juguete que nació hace un par de décadas con el propósito era ayudar a niños con autismo o trastorno por déficit de atención e hiperactividad (TDAH) con la ansiedad.

Qué es el spinner, el trompo de moda – Martina Rua en Más Despiertos

“El fin de curso del año 2017 ya pasará a la historia como aquel en el que los maestros intentaron dar clase mientras los niños daban vueltas y vueltas a su «spinner», como si de un grupo de desintoxicación de alguna sustancia se tratase”, así comienza la carta de Fernández que publicó en su cuenta de Facebook.

Según este profesor andaluz, “estamos ante la generación de la sobre estimulación y no permitimos que un niño se aburra al instante”. Ante la consulta de sus alumnos de por qué él es tan “creativo”, Fernández les respondió: “Por que con vuestra edad cada vez que me aburría, no me ponían ningún aparatito en la mano”.

“Los grandes pensadores de la historia, Einstein, Newton, Steve Jobs, no son más listas que los demás, no tienen un cerebro superdotado, no son inalcanzables. Simplemente focalizaban mejor su atención, se concentraban en una única cosa hasta que lo terminaban, simple y llanamente”, afirmó Fernández y pidió por “dejar de desarrollar el consumismo a costa de desarrollar la mente de las futuras generaciones”.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here