Es probable que Asia no haya sufrido lo peor del impacto aún, ya que las compañías y organizaciones apagaron sus equipos por el fin de semana antes del inicio del ataque.

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, ordenó a su asesor de Seguridad Nacional, Tom Bossert, celebrar una reunión de emergencia en la noche del viernes para analizar la amenaza del ciberataque que afectó al menos a 150 países, dijo un alto funcionario gubernamental a Reuters.

Los máximos responsables de seguridad celebraron otra reunión el sábado en la Sala de Crisis de la Casa Blanca y tanto el FBI como la Agencia de Seguridad Nacional estaban intentando identificar a los autores del masivo ciberataque, dijo el funcionario, que pidió permanecer en el anonimato.

El ciberataque global iniciado este viernes ha dejado unas 200.000 víctimas en al menos 150 países, de las cuales alrededor de 100.000 corresponden a organizaciones. Sobre esto ha comentado Rob Wainwright, el director de la Oficina Europea de Policía (Europol), a Robert Peston de ITV.

“El alcance mundial es sin precedentes”, valoró Wainwright al anunciar las cifras. “Esas víctimas, muchas de ellas… son negocios, incluyendo grandes corporaciones”, agregó.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here